TUMOR VERTEBRAL

Home / TUMOR VERTEBRAL

TUMOR VERTEBRAL

Tumor vertebral
Tumor vertebral

Un tumor vertebral es un tipo de tumor que afecta los huesos o vértebras de la columna vertebral.

Los tumores vertebrales que comienzan dentro de la médula espinal o en el recubrimiento de la médula espinal (duramadre) se conocen como «tumores de la médula espinal».

Los tumores que afectan a las vértebras con mayor frecuencia se deben a metástasis desde algún cáncer en otra parte del cuerpo.

Sin embargo, hay algunos tipos de tumores que comienzan dentro de los huesos de la columna vertebral, como el cordoma, condrosarcoma, osteosarcoma, plasmocitoma y sarcoma de Ewing.

Un tumor vertebral puede provocar dolor, fracturas vertebrales sin traumatismo previo o inestabilidad en la columna. Un tumor vertebral puede afectar la función neurológica al presionar la médula espinal o las raíces nerviosas originando una parálisis e incapacidad permanente.

Existen muchas opciones de tratamiento para los tumores vertebrales, entre ellas la cirugía, la radioterapia, la quimioterapia y, en algunos casos, la vigilancia y control evolutivo de la lesión.

Los tumores vertebrales pueden provocar distintos signos y síntomas, especialmente, a medida que crecen. Algunos pueden ser los siguientes: dolor de espalda (en el sitio del tumor debido a su crecimiento, dolor de espalda, que se irradia a otras partes del cuerpo, el dolor suele empeorar por la noche, puede asociarse a pérdida de sensibilidad o debilidad muscular, en los brazos o en las piernas, pudiendo ocasionar dificultad para caminar provocando caídas o alteraciones esfínterianas como incontinencia urinaria o fecal.

Aunque existen muchas causas del dolor de espalda y, en la mayoría de los casos, el dolor no se debe a un tumor. Pero debido a la importancia del diagnóstico precoz y el tratamiento temprano de los tumores vertebrales, usted debe consultar a un médico cuando el dolor de espalda : es persistente y progresivo, no está relacionado con la actividad, empeora por la noche, si tenemos antecedentes de cáncer o si tenemos signos y síntomas generales de cáncer, como pérdida de peso y de apetito. Por otro lado, debemos buscar atención médica inmediata o urgente si usted presenta lo siguiente: debilidad o pérdida de fuerza muscular gradual en las piernas o los brazos o alteraciones en el funcionamiento de la vejiga o de la función intestinal (por ejemplo, incontinencia urinaria)